5 razones por la que beber una copa de vino es beneficioso para la salud 😋

Independientemente del motivo, ésta bebida tiene múltiple beneficios centrados en la salud. Si bien su consumo excesivo puede traer consigo efectos negativos, si lo hacemos moderadamente puede ser un gran aliado para tu bienestar. 

Seguramente te alegrará conocer los siguientes beneficios:

  1. Es alto en antioxidantes. Esta bebida contiene pilofenólicos que muchas otras bebidas alcohólicas no tienen. Estos actúan como antioxidantes cuando entran en el organismo. Además, cabe destacar que está hecho de uvas y estas frutas son también muy buenos antioxidantes para el organismo.
  2. Menor riesgo cardiovascular. Una copa de vino al día también es buena para la salud cardiovascular. Si bien el vino blanco, también es considerado bueno para el corazón, el vino tinto aporta muchos más beneficios al músculo más importante de nuestro cuerpo.  Un estudio de la Revista del Colegio Americano de Cardiología encontró que las personas que consumían 1 o 2 copas de vino al día tenían un 25-30% menos de probabilidades de tener algún tipo de problema del corazón en el futuro.
  3. Mejora la salud del hígado. Si bien todos sabemos que el consumo excesivo de alcohol puede provocar efectos negativos a nuestro cuerpo y salud, como la cirrosis hepática, una copa moderada de vino tinto puede mejorar la salud del hígado en general. Además, 
    podría reducir el riesgo de enfermedad hepática no alcohólica (NAFLD, por sus siglas en inglés), en un 50%. Una de las cosas que debes evitar es mezclar tu copa de vino, con un vaso de cerveza u otra bebida alcohólica. Las personas con tendencia a combinar estas bebidas tienen 4 veces más probabilidades de padecer NAFLD. 
  4. Es bueno para el cerebro. Otra de las razones que probablemente muchos no conocen, es que el vino, en especial el tinto, no solo ayuda a despejar la cabeza, sino que también contribuye a disminuir la inflamación cerebral que podría conducir a enfermedades neurológicas crónicas en el futuro. Asimismo, el vino puede ayudar a eliminar toxinas en varias regiones importantes del cerebro, incluyendo las que se sabe que causan la enfermedad de Alzheimer.
  5. Previene diabetes. Los vinos tintos secos, como Cabernet Sauvignon,  reducen el riesgo cardiometabólico en las personas que sufren de diabetes tipo 2.  Además, los polifenoles que están contenidos en esta bebida ayudan a regular los niveles de azúcar que hay en la sangre y a reducir la resistencia de la insulina en personas que padecen de diabetes.

¡Estas razones bastan para hacer un brindis con una copa de vino! 🎉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *